Miércoles 22 de Noviembre de 2017
El portal de la papa en Argentina
0%Variación precio
puestos MCBA
  • Intervalos nubosos con lluvia débilBalcarceBuenos Aires, Argentina
    - 23°
  • DespejadoVilla DoloresCórdoba, Argentina
    15° - 31°
  • DespejadoRosarioSanta Fe, Argentina
    13° - 28°
  • DespejadoEstacion UspallataMendoza, Argentina
    - 25°
  • DespejadoCandelariaSan Luis, Argentina
    15° - 33°
  • Intervalos nubososChoele ChoelRío Negro, Argentina
    12° - 29°
  • Intervalos nubososSan Miguel de Tuc.Tucumán, Argentina
    16° - 31°
Ampliar
 Buscador de Noticias
Europa 30/09/2017

España: El cultivo de la patata en Álava se hunde por los bajos precios

Tras dos años más o menos razonables, el tubérculo vuelve a caer hasta poner en riesgo su supervivencia

A punto de comenzar la comercialización de la patata nueva alavesa, los agricultores están muy preocupados porque, a día de hoy, no se han establecido precios e inquieta lo que está ocurriendo en otros lugares donde los tubérculos se están pagando entre 4 y 6 céntimos el kilo, como en Castilla y León, según manifiesta el responsable del sector de patata de la UAGA, César Izar de la Fuente.

Tras dos campañas de precios más o menos estables y que han permitido una cierta rentabilidad en esta actividad, este año, los precios han vuelto a caer en picado y las ofertas que se vienen realizando por Álava rondan los 6 y 8 céntimos por kilo: “una cantidad ridícula que no cubre costes ni remotamente, ya que la producción ronda los 12 céntimos”. Para el portavoz de la UAGA en esta materia, el precio razonable que debería percibir el agricultor “ronda entre 20 y 28 céntimos”.

Las razones son varias. En primer lugar, que debido a una climatología más favorable, los agricultores franceses están vendiendo su producción desde mediados de noviembre, cuando en una campaña normal lo hacen desde enero, lo que ha ocasionado una colmatación en los lineales. Por otra, la lentitud en la conformación de la Interprofesional de la Patata, que es el foro donde se puede regular el precio de los tubérculos, pero que no termina de arrancar. Finalmente, también afectan los rumores de la gran cantidad de patata que se puede recoger este año, superior a otras cosechas anteriores. Según Izar, “una campaña normal y buena en Álava ronda las 40 toneladas por hectárea y este año, por lo que se está viendo, se llegará a las 50 toneladas e incluso las 55 por hectárea”.

Por estas razones, la situación que vive el sector es “muy preocupante”. De hecho, en los últimos 18 años, Álava ha pasado de contar con 18.000 hectáreas dedicadas al cultivo de la patata a 1.400, de las que la mitad son para consumo y el resto para patata de siembra. Buscando el origen de la situación, todo apunta al predominio que ha tenido Francia desde hace años, ya que dedica el 80% de la producción a la exportación y tiene un firme empeño en querer quedarse con el mercado español. Buena muestra de ello es el papel que está jugando la patata francesa lavada, que es la que mayor demanda tiene en los lineales, mientras que esa misma patata apenas tiene demanda en Alemania.

La cuestión es que, tras dos buenos años en Álava, varios agricultores jóvenes se animaron a desarrollar sus proyectos de cultivo de patata, invirtieron en semilla y maquinaria y este año todo apunta a que no cubrirán los costes. Esta situación, en opinión del dirigente sindical, arrastrará también a la patata de siembra, “porque si la patata de consumo va mal, la de siembra lleva el mismo camino”. De hecho, se tenía que haber aprobado y publicado la normativa que permite el cultivo de patata de siembra en otras zonas del territorio, pero la decisión aún no se ha tomado, aunque el Gobierno Vasco ha negociado con los agricultores que lo han solicitado y les ha autorizado a sembrar. Una posible solución a estos problemas, que siempre penden de la ley de la oferta y la demanda, sería impulsar la Interprofesional de la patata, pero aunque se han celebrado varios encuentros para ponerla en marcha. “aún le quedan muchas cuestiones organizativas por arreglar, antes de comenzar a desarrollar su misión”. En cualquier caso, la situación está siendo tan delicada que, quien no tenga contrato en Álava, tendrá problemas para comercializar sus patatas por la escasa rentabilidad de los precios, y eso que, una vez más, las patatas de Álava brillan por su extraordinaria calidad y abundancia.

Fuente: http://www.noticiasdealava.com/2017/09/30/araba/el-cultivo-de-la-patata-en-alava-se-hunde-por-los-bajos-precios


Te puede interesar